Las organizaciones de Migreurop en España, Andalucía Acoge, Asociación Elín, Asociación Pro Derechos Humanos Andalucía (APDHA), Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR) y Federación SOS Racismo rechazan la apertura de nuevos centros de internamiento para extranjeros (CIES), anunciados por el Ministerio del Interior

Tras el protocolo de colaboración firmado entre el Ayuntamiento de Algeciras y el Gobierno central para la construcción del nuevo CIE, las organizaciones de Migreurop en España vuelven a reiterar que el cierre de estos centros debe ser inmediato, pues incumplen la legislación vigente vulnerando de manera sistemática los derechos de las personas internas. Consecuentemente, la apertura de nuevos centros es inadmisible, pues supondría ahondar en la vulneración de derechos descrita. Estas ONG denuncian que todo lo que implique privar de libertad a personas fuera del ámbito penal es incompatible con un verdadero respeto de la dignidad humana.

Existen medidas alternativas mucho menos gravosas que el internamiento, previstas en la propia Ley de Extranjería, que son inaplicadas e ignoradas, priorizando sistemáticamente de forma injustificada la privación de libertad en CIE.

Estas cinco entidades rechazan la detención y el ingreso en un Centro de Internamiento de Extranjeros, que, según establece el propio ordenamiento jurídico vigente, debe ser una medida excepcional, una vez que se hayan agotado todas las medidas alternativas y después de una valoración individual de cada caso concreto. El internamiento es una medida ineficaz y evitable, pues tal y como ha quedado demostrado en el último Informe Nacional sobre Mecanismo de Prevención contra la Tortura, en 2016 tan solo se expulsó al 29% de las personas extranjeras internadas.

Asimismo, las organizaciones que componen Migreurop España vienen exigiendo repetidamente el cierre de los CIE por las condiciones en las que se encuentran estos edificios y por la precariedad en los servicios que deberían prestar a las personas que se encuentran internas, así como la falta de atención de calidad a las personas potencialmente víctimas de trata. En este sentido, la jueza del Juzgado de Instrucción número 1 de Algeciras (Cádiz), jueza de vigilancia de CIE Algeciras-Tarifa, ha dictado recientemente un auto en el que ha dispuesto requerir a los directores de los CIE y al Ministerio del Interior que lleven a cabo más de una treintena de medidas “urgentes” en estos centros. Este auto no es un hecho anecdótico, sino que se enmarca en una línea consolidada entre el resto de juzgados de vigilancia de CIE y coincide con la reiterada perspectiva crítica hacia estos centros del Defensor del Pueblo español y de la Fiscalía General del Estado.

Desde las entidades que componen Migreurop España se apuesta por una gestión integral de la inmigración, con políticas centradas en la inclusión y no en impedir la llegada de las personas y el retorno de las mismas. La decisión de abrir nuevos centros de internamiento por parte del Gobierno central se entiende por la sociedad civil como una postura que pretende dar respuesta a la recomendación de la Comisión Europea de endurecer las expulsiones. Sin embargo, con la apertura de nuevos CIE solo se consigue criminalizar a las personas migrantes y fomentar el ascenso de la xenofobia y el miedo.

Comparte:
FacebooktwittermailFacebooktwittermail